Mensajes clave para los farmacéuticos de hospital

Cometidos

1.    Sus cometidos para ayudar a mejorar el uso de los antibióticos son [42,56,76,94,95]:
a)    Participar en el equipo de optimización del uso de los antibióticos como un miembro fundamental.
b)    Colaborar con el especialista en enfermedades infecciosas y con el microbiólogo clínico en la implantación del programa de optimización del uso de los antibióticos.
c)    Mejorar la calidad de la prescripción de antibióticos (p. ej., comprobar las interacciones farmacológicas, optimizar la posología y la vía de administración, prevenir los acontecimientos adversos).
d)    Consultar con los médicos prescriptores del hospital y proporcionarles comentarios para garantizar la calidad de la prescripción de antibióticos.
e)    Implantar intervenciones sobre las restricciones de la lista de medicamentos, como requisitos antes de la aprobación y después de la autorización, y evaluar el cumplimiento de estas restricciones.
f)    Analizar los datos sobre el uso de antibióticos y los costes con fines de vigilancia y evaluación comparativa.
g)    Apoyar las directrices hospitalarias sobre antibióticos basadas en datos contrastados para las infecciones habituales y para la profilaxis quirúrgica.
h)    Gestionar la lista de antimicrobianos de su hospital (es decir, la lista de medicamentos disponibles para los médicos prescriptores).

Cuestiones que debería saber

2.    El cumplimiento de las restricciones de la lista de medicamentos, así como los requisitos de antes de la aprobación y después de la autorización para determinados antibióticos, reducen el uso de estos antibióticos en las unidades de cuidados intensivos [43].

3.    El cambio del tratamiento parenteral por el tratamiento oral dirigido por un farmacéutico mejora los resultados clínicos (p. ej., acorta la duración del tratamiento parenteral sin afectar negativamente a los resultados clínicos) [56].

4.    Las solicitudes especiales limitan la duración de la profilaxis antibiótica perioperatoria y reducen la incidencia de infecciones del lecho quirúrgico, el uso de antibióticos y los costes [56].

5.    Los farmacéuticos pueden desempeñar diferentes papeles en el servicio de urgencias, por ejemplo, proporcionan información y asesoramiento en tiempo real sobre las prácticas de prescripción e identifican las interacciones farmacológicas. De esta forma, se acorta la duración del tratamiento y se reduce el coste total de la asistencia [77].

Lo que puede hacer o ayudar a hacer

6.    Apoye el desarrollo y la implantación de un programa de optimización del uso de los antibióticos con su organización [69,94].

7.    Proporcione comentarios y consejos a los médicos prescriptores sobre la elección del antibiótico, la dosis, la duración óptima y la vía de administración [31,94].

8.    Anime a los médicos a cambiar del tratamiento parenteral al tratamiento oral en el momento correcto [56].

9.    Compruebe que las prescripciones de antibióticos sigan los protocolos de tratamiento antibiótico, elaborados a partir de directrices basadas en datos contrastados. Si ve a algún miembro del personal de un hospital o un centro sanitario que incumpla las directrices o protocolos, pregúntele el motivo y proporciónele las herramientas que le permitan entender lo que está haciendo mal [69] [consenso de expertos].

10.    Recopile y comparta datos sobre el uso y los costes de los antibióticos en cada unidad y en todo el hospital [56,76].

11.    Junto con los médicos prescriptores, proporcione información sobre el uso de antibióticos en casa a los pacientes que tengan que continuar con el tratamiento después del alta [31].

12.    Organice formación periódica para los médicos prescriptores del hospital sobre el uso prudente de los antibióticos y participe en reuniones dedicadas a la implantación de directrices hospitalarias sobre antibióticos basadas en datos contrastados [31,53,94,95].