Función del ECDC

En 2008, el Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades (ECDC) decidió instaurar el 18 de noviembre como Día Europeo para el Uso Prudente de los Antibióticos, a modo de plataforma para prestar apoyo a las campañas nacionales en el conjunto de la región.

Tras la adopción de la Recomendación del Consejo de la Unión Europea (UE) sobre el uso prudente de los agentes antimicrobianos en la medicina humana en noviembre de 2001, en la que se instaba a los Estados miembros de la UE a que informaran al público general sobre la importancia del uso prudente de los antibióticos, así como el éxito de algunas campañas nacionales, como las de Bélgica y Francia, el Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades (ECDC) decidió en 2008 establecer el 18 de noviembre como Día Europeo para el Uso Prudente de los Antibióticos, a modo de plataforma para prestar apoyo a las campañas nacionales en el conjunto de la región.

El cometido del ECDC es identificar y evaluar los riesgos de enfermedades transmisibles para los ciudadanos de la UE, y comunicar información sobre tales riesgos (aquí se incluye el ámbito de la resistencia a los antibióticos). La gestión de estos riesgos, así como de los factores que contribuyen al control de las enfermedades transmisibles, son responsabilidad de cada uno de los Estados miembros de la UE.

Las actividades relacionadas con esta cuestión en el ECDC se realizan en el marco del programa de resistencia a los antimicrobianos e infecciones relacionadas con la asistencia sanitaria. Los principales ámbitos de trabajo del ECDC incluyen: vigilancia, inteligencia epidemiológica, desarrollo de orientaciones basadas en datos científicos y revisiones sistemáticas, formación y apoyo a los Estados miembros de la UE. Asimismo, el ECDC puso en marcha un directorio de recursos en línea (actualizado periódicamente) para la prevención y el control de la resistencia a los antimicrobianos y de las infecciones relacionadas con la asistencia sanitaria para prestar apoyo a los Estados miembros de la UE que necesiten elaborar directrices nacionales. Por último, el 18 de noviembre de cada año, el ECDC coordina el Día Europeo para el Uso Prudente de los Antibióticos.

Desde 2008, numerosas organizaciones profesionales y organizaciones relacionadas con la asistencia sanitaria, así como la Comisión Europea y la Oficina Regional de la Organización Mundial de la Salud (OMS/Europa), se han asociado al ECDC con el fin de elaborar materiales de comunicación y planificar actividades dirigidas al público general y a los profesionales del ámbito hospitalario, entre otros destinatarios. Además, más de 43 países de la región europea han realizado campañas desde ese año, todas en el marco del Día Europeo para el Uso Prudente de los Antibióticos.

Desde 2015, la Organización Mundial de la Salud organiza la Semana Mundial de Concienciación sobre el Uso de los Antibióticos, una campaña que se celebra a escala mundial la semana del 18 de noviembre. El «Día Europeo para el Uso Prudente de los Antibióticos» está asociado a la «Semana Mundial de Concienciación sobre el Uso de los Antibióticos.